100 años del Palacio Müller (1916-2016) de Granada por @Manu_Espinosa_3

DIGITAL CAMERA

El Palacete de la capital granadina conocido como el Palacio Müller (sede de la Subdelegación del Gobierno de España en la provincia de mismo nombre) cumple este año su centésimo aniversario. Obra del arquitecto granadino Ángel Casas en 1915/1916, nace como tipología residencial de vivienda unifamiliar con jardín. Jardín de trazado geométrico a la entrada, donde se levanta un pabellón exento, rodeado por una verja en forja de fundición sobre zócalo de piedra. Utilizando un estilo nacional para el edificio, el neoplateresco, en el que en este caso, se sigue la tradición palacial del plateresco español. Podríamos decir que en verdad el edificio es de estilo ECLÉCTICO, pues aunque su base y el estilo arquitectónico de la época fuese el neoplateresco, es cierto que el palacete posee diversos estilos muy distintos pero que en su conjunto hacen del palacete una obra arquitectonica de gran riqueza y belleza.

Situado en el n° 50 de la Gran Vía, es cabecera de manzana con fachadas a calle Gran Vía, Naranjo, Corral del Pollo y Tinajilla, (Antiguamente tenía el número 48).

Fue la residencia de la opulenta familia Müller.

¿Qué familia era esta?

En tiempos de Carlos I, llegó a España una noble familia proveniente de Alemania, “Los Müller”, cuyos hombres formaban parte de la Armada alemana. Estos se casaban siempre en Alemania y con alemanas. hasta que Don José Cruz Nicomedes Müller Huici fue el primero en casarse en Granada con la Señora Mathé Montenegro (Josefa o Martirio según la fuente, puede que se tratase de un nombre compuesto, normal de la época). Este matrimonio dio seis hijos, siendo uno de ellos el Señor Cruz (Comandante de Infantería). Este señor se casó con Doña Matilde Pérez de Ayala en 1861 y tuvieron dos hijos (Luís y José-Cruz) los cuales casaron con las hermanas Rodríguez-Acosta Lillo.

Fue en su origen, el proyecto del palacio fue un encargo de la familia López de la Cámara, que finalmente adquirieron los Müller.

IMG_4443

El palacio Müller situado en la recién estrenada Gran Vía de Colón, de Granada pronto pareció marcada por un halo de mala suerte para sus propietarios. Uno de ellos se suicidó en ella, Don Antonio Müller, el propietario del palacio, amante de su casa, pues no reparó en gastos para que no le faltase detalle tanto por dentro como por fuera, decidió quitarse la vida con arma de fuego por lo que entonces era muy común, una deuda de honor, propia de entre caballeros. Los rumores de la ciudad dicen, que el trágico suceso se produjo el mismo día que se inauguraba la casa, se daba una fiesta y hasta pasaba por la puerta la procesión de la Virgen de las Angustias, que entonces bajaba por San Juan de Dios. Pero realmente que se sepa, la procesión de la virgen de las Angustias nunca ha tenido recorrido por esa calle.

gran-via-21.jpg

actualmente alberga la sede de la Subdelegación del Gobierno, que fue Gobierno Civil al trasladarse a este palacio en 1940

El edificio consta de sótano, planta baja, dos pisos superiores y torres en las esquinas.

Destaca el movimiento en la disposición asimétrica del conjunto, la gran cantidad de decoración tanto en barandas como en cornisas y la torre que da a una de las calles adyacentes, que toma protagonismo en la imagen del edificio. Tanto ésta, como las tres plantas del inmueble reciben un tratamiento neoplateresco en fachada, en la que el gran tamaño y coronación de los huecos de las plantas inferiores, de carácter masivo, contrasta con la disposición de éstos en la planta superior y en la torre, en la que pequeños huecos coronados con arcos y separados por pequeñas columnas proporcionan una apariencia mucho más ligera y permeable.

Escalinatas de acceso

El jardín es de trazado geométrico y conserva un pabellón aislado en donde consta la fecha de construcción. Por una escalinata curva se llega a un porche también curvo y cubierto por una terraza visitable, y que sirve como antesala del edificio. Esta escalinata está dispuesta no en la fachada frontal de Gran Vía, sino en la lateral, mirando al jardín, que, en verdad, es el alzado principal del edificio y se halla enmarcado por dos torres de tres alturas. Bajo la terraza, una arcada de forma abalconada dispuesta en la parte derecha de la fachada de Gran Vía, junto a una esbelta torre de cuatro alturas, en la que puede observarse todo un programa de motivos platerescos, como medallones con cabezas humanas, grutescos y decoración de candelieri. Otros motivos utilizados y que son característicos de este estilo son las balaustradas de los balcones, los grutescos y mascarones de las torres de la fachada principal interior y la crestería con pináculos que rematan los alzados del edificio.

IMG_4404

En el interior, un gran hall cuadrado, lo que en un principio era la biblioteca del palacio hoy hace de vestíbulo, con azulejos y suelo de mosaico hidráulico que crea una alfombra formas vegetales que da paso a lo que fue un patio típico andaluz.

Dicho patio (con una fuente en su centro ya inexistente), alargado y de considerable altura da acceso en su recorrido a las diferentes salas y habitaciones. Este patio con función de gran distribuidor, fue techado por uno de los gobernadores civiles de manera que separaba visualmente la planta baja (donde se encontraban los despachos de gobernación) de la primera planta (vivienda del gobernador y su familia), Ganando un gran salón en la primera planta, al cual le sigue entrando la luz por la gran cristalera del techo que antes daba luz al patio en la planta baja.

IMG_4412

 

La puerta de entrada original (puerta central imagen de abajo) te conducía de frente a la escalera de honor con barandilla de madera tallada que conduce al primer piso.

IMG_4415

La escalera de mármol rojo con alfombra roja enmarcada en un arco oval, posee al fondo de la primera subida, en el descansillo, una hermosa vidriera colorida que da paso de la luz natural a la escalinata. El techo del hueco de la escalera está formado por una cúpula portada sobre 4 pechinas de minuciosa ornamentación realizada en yesería, de la que pende una lámpara de araña en metal.

IMG_4421

IMG_4423

La valiosa finca enriquece su interior con salones lujosamente decorados, una sala árabe en esquina de gran valor (Sala de Fumadores) y elementos como bellos azulejos, artesonados de calidad y labores de carpintería.

IMG_4435

La torre de cuatro alturas se presenta adelantada respecto al plano de fachada del resto de la edificación y sigue la alineación oficial de la calle. Los cuerpos de las dos primeras alturas presentan balcones con balaustrada; el de la tercera, una ventana serliana sostenida por columnitas, cerrada por antepecho de hierro y flanqueada por estípites; y la cuarta y última, una galería de tres arcos de medio punto sostenidos por columnas, que interrumpe el desarrollo de la balaustrada de cierre, y flanqueados por pilastras estriadas de orden jónico, siendo la decoración plateresca similar a la descrita en la balconada.

IMG_4446

Responde plenamente a lo que señalaba Gabriel Pozo en su libro sobre la Gran Vía: ¿la idea inicial de bulevar parisino, tanto en el ornato como en la distribución de sus espacios interiores¿. Obra con el sello inconfundible de su autor, arquitecto elegantísimo, que solía dirigir sus construcciones con guantes y bastón, y que llegó a ser decano del colegio de Arquitectos de Granada.

reja

El notable edificio tiene además la singularidad de ser, junto con el del Banco de España, el único de la Gran Vía cuya fachada se retranquea de la calle, rodeándose de un jardín interior resguardado por una verja (hecha por la Fundición Castaños). Sin duda alguna el palacio se construyó hasta pensando en las vistas que tendrían sus zonas mas altas, unas vistas que desde su impresionante azotea y torreón quitan el habla.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Colaboradores, Sin categoría y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.